Como sabemos, la afasia es un trastorno de la comunicación resultado de una lesión cerebral. El tipo de afasia va a depender de la zona donde se localiza la lesión y de los síntomas que presente.

Las afasias pueden ser clasificadas por el grado de severidad y por los componentes de lenguaje que se encuentran alterados, generalmente se dividen en dos grandes grupos que son: afasias fluentes y no fluentes, o también llamadas receptivas y expresivas.

En el caso de las afasias expresivas (no fluentes), generalmente el área comprometida es el área de Broca, y se caracteriza por la dificultad en la producción del lenguaje. El afásico expresivo presenta dificultad para articular las palabras, discurso repetitivo o simplemente ininteligible.

Puede que la persona que presenta la afasia intente suprimir totalmente el habla, o acuda a la comunicación no verbal, y es importante entender hasta qué punto podemos intervenir en su lenguaje expresivo, sin causar incomodidad o frustración. Lo más importante es conseguir que el paciente tenga una comunicación efectiva en su contexto natural.

Características de la afasia de Broca

Es importante, antes de comenzar cualquier proceso de intervención, tener un diagnostico diferenciado al igual que las particularidades de cada caso, para, asimismo, diseñar un plan terapéutico que se adapte a las necesidades del paciente.

Por ello, si estamos ante una afasia de Broca debemos tener en cuenta que cumpla los siguientes criterios:

  • Anomias recurrentes
  • Dificultad para encontrar la palabra correcta.
  • Expresiones cortas de no más de 4 elementos
  • Repetición de consonantes o palabras.
  • En ocasiones dificultad para conjugar verbos.
  • Lectura en voz alta alterada.
  • Conciencia del error; los afásicos de broca perciben cuando comete un error.
  • Dificultad para realizar movimientos coordinados.

Fases del diagnóstico de afasia de broca

Para llevar a cabo un diagnóstico de la afasia es necesario tener en cuenta 3 aspectos fundamentales:

Datos sociodemográficos

lo primero es reconocer las características del paciente afásico, su edad, enfermedades coexistentes, grado de escolaridad y profesión, ya que es una pieza importante cuando se trata de elegir los estímulos que serán usados durante la terapia.

Etiología y extensión de la lesión

La causa de la lesión y su localización al igual que extensión tienen mucha relación con las características de la afasia. Una lesión difusa puede significar el comprometimiento, no solo del lenguaje sino también de otras habilidades como la memoria, la coordinación o la atención.

En estos casos es de suma importancia trabajar en esos otros aspectos que pueden haberse afectado. Adicional a ello, la naturaleza de la lesión es un factor determinante para el pronóstico de su recuperación. Entre mayor sea la lesión mayor será el grado de severidad.

Evaluación de los componentes del lenguaje

Finalmente se debe realizar una evaluación exploratoria de los diferentes componentes del lenguaje, esta evaluación determinará cuales se encuentran con mayor comprometimiento y al mismo tiempo nos dan una visión global del estado comunicativo del paciente para la toma de decisiones en cuanto a la intervención y las estrategias utilizadas:

Habla espontanea

Aquí vamos a evaluar la habilidad de comenzar y mantener una conversación y se tendrá en cuenta la fluidez verbal. En el caso de la afasia de Broca este componente es uno de los más afectados.

Se evidencian principalmente; parafasias de tipo fonológico (cambio de silabas o letras en palabras) y de tipo semántico (uso de una palabra distinta a la que se espera pero que pertenece a la misma categoría semántica).

Denominación

Es un componente primordial ya que, de acuerdo a autores, la anomia es una de las principales características de la afasia. Todos los afásicos presentan dificultad para nominar. En los afásicos de Broca esta dificultad es aún más notoria.

El test estrella para evaluación de la denominación es el test de vocabulario de Boston (que he dejado en la página de recursos).

Al evaluar denominación es importante tener un repertorio de palabras fonéticamente balanceadas, de diferentes categorías gramaticales y de preferencia lo más parecido a lo que representan.

Repetición

Es otra habilidad importante que se ve afectada en la afasia. La repetición consiste en la habilidad de decodificar la información que llega de forma auditiva. Esta habilidad se encuentra afectada en los afásicos de broca.

Secuencias automatizadas

Se denomina secuencia automatizada a aquellas secuencias aprendidas de una manera casi natural, y que se dice, no necesitan pasar por nuestro sistema de raciocinio. La secuencia numérica, los meses, los días de la semana.

Es importante subrayar que los afásicos, en su mayoría tienen esta habilidad preservada. Incluso cuando se trata de una lesión severa.

Lectura y escritura

Para finalizar se evalúan los componentes de lectura y escritura; lectura en voz alta y lectura comprensiva. Y escritura espontánea y dictado. Algunos también recomiendan evaluar la copia.

A decir verdad, en la mayoría de los casos, estos componentes se encuentran severamente afectados, por lo que es difícil su evaluación. Poco a poco, pasando el tratamiento se verá una mejorar en este componente.

Tratamiento de la afasia de Broca

A la hora de elaborar un plan de tratamiento. El objetivo principal debe ir encaminado a mejorar las habilidades comunicativas del paciente y garantizarle una comunicación efectiva.

La rehabilitación del lenguaje oral debe ser la primera alternativa, sin embargo, no descartemos otros recursos no verbales que puedan facilitar la comunicación del afásico.

El grado de éxito del tratamiento va a depender en gran medida de la severidad de la lesión y del inicio de una rehabilitación temprana. Los síntomas de deterioro de otras habilidades cognitivas serán compensados por el cerebro. Pero se debe aprovechar esa reacomodación de las áreas cerebrales para comenzar terapia lo más pronto posible.

Otro de los aspectos a tener en cuenta son los intereses y características del paciente. Debemos tomar en consideración su nivel de escolaridad y su profesión, siendo ello herramientas útiles para ejercitar su memoria y recuperar palabras que solía usar en su cotidiano.

Se hace necesario también realizar una estimulación constante de las funciones mentales superiores como son la memoria, la atención, el razonamiento y la ejecución.

Se debe comenzar el trabajo siempre en la denominación e ir avanzando en la adquisición de frases cada vez más extensas y complejas.

Recuerda que el lenguaje debe ser estimulado debe ser una interación social natural, y como tal, es fundamental tanto los ejercicios dirigidos como la licitación de un habla espontanea. Muchos fonoaudiólogos caemos en el cliché de volver la terapia un entrenamiento dejando de lado el verdadero fin que es la comunicación en sí.

Terapia y Ejercicios prácticos

Existen varios métodos de intervención del habla y la audición que se aplican en el tratamiento de la afasia, como los enfoques pragmáticos, neurolingüísticos, cognitivo-lingüísticos, funcionales, conversacionales, basados en el daño, inducidos por limitaciones, de comprensión verbal, computarizados, semánticos, sociales o basados en los resultados.

Sin embargo, todavía no hay un patrón de oro para el tratamiento de la afasia especialmente porque dentro del mismo tipo de afasia se presentan características diferentes entre los pacientes, ya que la lesión no es siempre la misma.

En el caso de la afasia de Broca, existen algunas pautas terapéuticas importantes para su tratamiento al igual que ejercicios generales que pueden ser muy útiles.

Terapia de recuperación de palabras

En la afasia la mayoría del trabajo debe ir centrado en la denominación, sin descuidar otros componentes del lenguaje, pero, al inicio y durante el tratamiento es de vital importancia ejercitar la denominación y expandir el vocabulario.

  • Métodos clave y guía de inducción de palabras: entrenar la denominación de paciente con claves fonéticas guiadas que incentiven la producción de la palabra y posteriormente hacer asociaciones semánticas de la palabra. Ejemplo: gato, animales; animales domésticos.
  • Método de confrontación visual: mostrar al paciente imágenes y objetos para licitar la nominación a partir del estímulo visual presentado. Este mecanismo se puede complementar con la escritura. Por ejemplo; enseñar la imagen de un mono y pedirle a la persona que escriba la palabra o mostrarle entre un repertorio de otras palabras de la misma categoría semántica; animales, que seleccione donde dice mono.
  • Método de evocación libre: se busca que el paciente de manera autónoma desarrolle mecanismos para facilitar la nominación, a través de recursos como las características del objeto, su uso, el contexto donde se encuentra etc. Ejemplo;un peine, se usa para cepillar el cabello, es delgado, tiene cerdas, es de tal color etc.
  •  Método de comunicación espontanea: se trata de facilitar que el paciente exprese el máximo de lenguaje oral espontaneo, generalmente a través de ejercicios de comunicación con otras personas.

Actividades sugeridas

A continuación, quiero dejarte algunas actividades interesantes que puedes desarrollar en tu consultorio con las personas con afasia. El grado de complejidad de la tarea y las modificaciones va a depender mucho de sus características individuales.

  • Elaborar una receta o una manualidad usando las instrucciones: esta actividad es bastante útil puesto que trabaja diferentes elementos del lenguaje. Se pueden tanto escribir las instrucciones como dictarlas, para también ejercitar la memoria. Algo sencillo como realizar un animal en origami siguiendo las pausas de doblar la hoja.
  • Organiza la secuencia: Esta actividad tiene como objetivo ejercitar la memoria operacional y el raciocinio lógico, ponemos 4 escenas o más de acuerdo con el paciente, y este debe organizar la sucesión de las actividades. Por ejemplo, el acto de organizarse para ir a trabajar, primero deberá bañarse, luego vestirse, desayunar, para finalmente salir y tomar el bus. Se puede aprovechar también para trabajar la denominación y descripción de las láminas.
  • Morfosintaxis: esta actividad un poco más compleja, consiste en la organización de oraciones para que tengan un sentido lógico, consiste en colocar las palabras de una oración de manera desordenada y pedirle al paciente que las organice de tal manera que expresen sentido sintáctico.
  • Mímica: ejercicio muy útil para también trabajar las praxias orofaciales, especialmente en la afasia de Broca, donde posiblemente el paciente tenga dificultad para la realización de algunos movimientos linguales.
  • Adivinanzas: un ejercicio que siempre funciona es el juego de las adivinanzas, se puede realizar con ayuda del dibujo, ir dibujando algún objeto, pero en el proceso nombrar características o “dar pistas”, así ejercitamos la asociación al igual que la nominación.
  • Escucha que es: una varianza de las adivinanzas, pero con sonidos, esto se puede hacer con diferentes categorías semánticas, como animales, medios de transporte, o más complejo con oraciones. La persona escuchará el estímulo y debe decidir entre un conjunto de imágenes de cual objeto o animal se habla. Ejemplo, el sonido del gallo, el debe decidir entre fotos de animales cual es el gallo, puede hacerse también con las palabras en lugar de las fotos.

Como último recurso, si deseas conocer mucho más sobre la afasia y su tratamiento, te recomiendo el libro: manual de la afasia y terapia de la afasia, provee todas los conocimientos y herramientas necesarios para un plan de acción exitoso en pacientes con afasia de cualquier tipo, además que constituye una guía para diagnóstico.

Referencias

  • Altman Raira; Bastos Arieli; Pagliarin Karina. Intervenção fonoaudiológica na afasia expressiva: revisão integrativa. Rev Audiol. Vol 24. 2019
  • Sebba Fabielle, Biaggi Priscila, Gabriela De Luccia. A memória operacional em pacientes com afasia de Broca- estudo de dois casos. Univag. Centro universitário.
  • Helmer Albert. Manual de la afasia y de terapia de la afasia. Editorial Panamericana. 3ra edición.
  • León, José; Viñails, Felisa. Evolución de la recuperación de un paciente cerebrovascular con afasia anómica. Revista española de fonoaudiologia. Vol 2. N.4. 2002

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies